Publicidad
1 - Lee la palabra

Los anhelos

“En la noche te desea mi alma, en verdad mi espíritu dentro de mí te busca con diligencia; porque cuando la tierra tiene conocimiento de tus juicios, aprenden justicia los habitantes del mundo.”
Isaías 26:9
Publicidad
2 - Reflexiona
Aprender a ser buenos con nosotros mismos y con los demás es lo esencial. Podemos no tener en claro qué camino escoger o cuál será la mejor decisión a tomar para nuestro futuro, pero es importante que seamos compasivos. Visualizar nuestras vidas como un pasillo con muchas puertas: algunas se abrirán y otras se irán cerrando pero nunca tendremos la certeza de cuál vendrá primero. Reafirmar el lugar en el que estamos y tratar siempre de dar lo mejor de nosotros mismos. Estar despiertos ante la realidad que nos rodea, y salir al Mundo a entregar nuestro amor al prójimo.



Existe mucha gente a la que podemos estar ayudando aún sin saberlo, hermanos que necesiten una palabra de aliento o que los auxiliemos en su llegada a Dios Padre. Muchos pueden malinterpretar nuestras intenciones pero debemos ser parte de la solución y ampliar las conversaciones sobre lo que nos sucede a todos. Nos encontramos en ocasiones demasiado sumergidos en nuestros problemas, en nuestros disgustos, sin pensar en lo que queremos o en los anhelos personales. Disponerse a meditar acerca de lo que deseamos para nuestras vidas, en nuestro objetivos para mejorar como cristianos. Una simple conversación con Nuestro Padre Celestial puede traer luz a ese panorama cuando nos estamos en confusión.

Suscríbete gratis



Publicidad

Subiendo hacia tu destino DOM 16

Cuando una congregación crece, suele haber “cargos” que debemos delegar y por consiguiente necesitamos personas a la altura de las circunstancias, porque ...
Leer

La hipocresía del pecado SáB 15

Si nosotros deseamos andar por los senderos de la Justicia y la Verdad, entonces debemos tener nuestro corazón abierto y puro hacia el Espíritu Santo y la ...
Leer

Tener a Jesús de nuestro lado VIE 14

Si de nuestro lado contamos con el amor, la esperanza y la fuerza de nuestro salvador Jesucristo,tenemos que dejar de lado el sufrimiento y ponernos de pie. ...
Leer

¿Dónde encuentro a mi Dios? JUE 13

Me encontraba en plena confusión y oscuridad, ya ni los ánimos que trataban de darme mis hermanos podían sacarme ese dolor. Había perdido toda esperanza de ...
Leer

Las distracciones MIé 12

Reaccionamos de diferentes maneras cuando estamos desviando la atención: nos llenamos de actividades, nos reunimos con muchas personas y asumimos una infinidad...
Leer

Aislados MAR 11

Los días se habían vuelto ya solitarios en ese trabajo, el almuerzo era a veces una comida rápida frente a un monitor que me recibía todas las mañanas. No ...
Leer